Isadora Duncan, renovadora de la danza
Síguenos en:

Isadora Duncan, renovadora de la danza

Edades:
A partir de 8 años
Isadora Duncan, renovadora de la danza Si te gusta la danza, entonces tienes que conocer a una de las bailarinas más importantes de todos los tiempos: Isadora Duncan. En este cuento, vamos a conocer su historia.

En realidad se llamaba Dora Angela Duncan. Nació el 26 de mayo de 1877 en San Francisco (EEUU). Su espíritu bailarín surgió cuando era muy pequeña. De hecho a los 10 años abandonó la escuela para dar clases de danza y contribuir de este modo a los gastos de la familia.

Cuando Isadora fue adolescente, su familia se mudó a Chicago, donde estudió danza clásica. En un incendio, la familia lo perdió todo y se mudó de nuevo, esta vez a Nueva York. Allí ingresó en una compañía de teatro muy importante y
después se fue a estudiar arte en el Museo Británico de Londres.

Su primera actuación como profesional fue en 1899 en Chicago. Después se fue de gira por Europa y Estados Unidos. Daba recitales de danza y fundó escuelas cerca de Berlín (Alemania), París (Francia) y Moscú (Rusia). La forma de bailar de Isadora Duncan se caracterizaba por sus movimientos libres y fluidos. Lo que hacía era tratar de expresar sus sentimientos a través de la danza. De hecho, decía que no era su cuerpo el que bailaba, sino su alma.

EIsadora Duncan, renovadora de la danzan sus actuaciones se vestía con una túnica transparente, con los pies, brazos y piernas desnudos y con su largo cabello suelto. Incluso sus enemigos reconocían que su danza era un arte original y apasionado. De hecho, su estilo era
completamente nuevo y rompía con la rigidez del ballet clásico. Rechazaba las técnicas formales y utilizaba movimientos naturales. Por eso, la danza de Duncan parecía una constante improvisación.

Su última aparición en los escenarios fue en París. La verdad es que falleció de una forma muy triste. Mientras conducía su coche descapotable, el extremo de un largo pañuelo que llevaba al cuello se enredó en una de las ruedas. Tenía 50 años.
Puntuación media: 7,8 (67 votos)
Tu puntuación:
Cuentos con valores similares