Cómo enseñar a los niños a ser honestos
Síguenos en:

Cómo enseñar a los niños a ser honestos

Cómo enseñar a los niños a ser honestos La mentira es algo que está presente en la vida de los adultos de una manera excesivamente natural. Sin embargo, los niños pequeños, cuando empiezan a hablar, no saben decir otra cosa que no sea la verdad. ¿En qué momento siente un niño la necesidad de mentir?

Los niños aprenden a ser deshonestos por diferentes razones. La razón principal probablemente sea porque aprendan que diciendo mentiras pueden evitar las consecuencias de sus acciones. Por otro lado, también pueden comenzar a mentir para ganarse el favor de los demás o porque descubran que puede ser la manera de conseguir la recompensa que están buscando. De todas estas razones podemos sacar una conclusión: los niños aprenden a ser deshonestos por la actitud de los demás, especialmente de los adultos. En este sentido, no deberíamos culparlos a ellos, sino a nosotros mismos.

Los niños necesitan que se les enseñe la importancia de la honestidad, evitando las represalias y valorando la verdad. Un niño que es deshonesto o mentiroso lo es a menudo porque no confía en los demás y no hay mayor fracaso educativo que un niño que no confía en sus padres o maestros.

Existen una serie de medidas concretas se pueden tomar para enseñar a los niños a ser honestos.

- Hablar sobre la honestidad cuanto antes
En cuanto se empiecen a detectar problemas de falta de honestidad con los niños es necesario empezar a hablar con ellos sobre el tema, y explicarles cómo pueden solucionar sus problemas diciendo la verdad.

- Ofrecer un modelo de comportamiento honesto
Cómo enseñar a los niños a ser honestosSi los niños observan a los adultos decir mentiras, ocultar cosas, o incluso cubrirlos en sus comportamientos deshonestos por el motivo que sea, entonces están aprendiendo que la honestidad es algo relativo y que cualquier cosa vale mientras no te pillen. Lo mismo ocurre si los hacemos cómplices, aunque se lo planteemos como un juego.

- Cumplir las promesas
Otro aspecto importante relacionado con la honestidad es mantener la palabra dada. Como en el punto anterior, dar ejemplo es fundamental si queremos explicarles a los niños el valor de las promesas y exigirles que cumplan las suyas. Del mismo modo, no se puede tolerar que un niño incumpla sus promesas, y es necesario explicarle la importancia de hacerlo.

- Enseñar con historias
Los niños a menudo aprenden mejor cuando escuchan historias sobre las experiencias de los demás. Inventadas o no, las historias nos permiten destacar los aspectos más importantes de la honestidad y, sobre todo, las consecuencias de la deshonestidad.

- Reforzar la honestidad
Cuando un niño es honesto y opta por decir la verdad, es importante reforzarle y felicitarle por su elección. Esto no quiere decir que, si no lo hace haya que tomar medidas disciplinarias. Sin embargo, teniendo en cuenta que el objetivo de un castigo debe ser corregir el comportamiento, el hecho de que un niño opte por la verdad en la próxima situación debería ser símbolo de que ha entendido lo que está mal.
Puntuación media: 8,1 (99 votos)
Tu puntuación: