El juguete preferido de Pablo
Síguenos en:

El juguete preferido de Pablo

Edades:
Todas las edades
El juguete preferido de Pablo Pablo era un niño al que le encantaba jugar con sus juguetes. Tenía un montón de ellos: coches, trenes eléctricos, muñecos, peluches…pero tenía uno que era su preferido.

Era un robot al que llamó Roc y que le regalaron cuando tenía tres años. Estaba un poco viejo, le faltaba un brazo y el color estaba muy desgastado, pero a Pablo le daba igual. Era su juguete favorito y siempre quería jugar con él.

Pablo tenía todos sus juguetes en su habitación y su madre le decía todas las tardes que ordenase su habitación después de jugar. Pero Pablo era muy desordenado y odiaba recoger sus cosas. Era tan desordenado que nunca sabía dónde tenía nada y siempre estaba perdiendo todo.

- Pablo, tienes que aprender a ser más ordenado. ¡Cualquier día vas a perder la cabeza! – le regañaba su madre

Pero Pablo creía que ser ordenado y recoger la habitación todos los días era un rollo así que siempre se escabullía.

Una tarde, Pablo fue a una fiesta de cumpleaños que celebraba un amigo suyo en el parque y se llevó algunos de sus juguetes, incluyendo a Roc. Fue muy divertido porque todos los niños compartieron sus juguetes.

Cuando el cumpleaños acabó, Pablo volvió a casa y antes de irse a la cama su madre le dijo:
- Pablo, no olvides recoger tu habitación y ordenar todos tus juguetes.

Pero Pablo estaba tan cansado que no hizo caso a su madre y se metió en la cama.

Al día siguiente, cuando Pablo volvió del colegio y se puso a jugar se llevó una sorpresa. Buscando en el desorden se dio cuenta de que su robot Roc no estaba por ningún sitio.
- ¡Mamá!, ¡Mamá!, ¿Has visto a Roc?¡No lo encuentro por ningún lado!
- Pablo, ¿Otra vez te ha vuelto a pasar?, ¡Si fueras más ordenado no perderías tus cosas! – le regañaba su madre

Pablo y su mamá buscaron a Roc por todos los rincones de su habitación pero no aparecía. Entonces, su madre le preguntó:
- Pero Pablo, ¿Cuándo fue la última vez que jugaste con él?

Pablo se dio cuenta de que la tarde anterior se había llevado a Roc a la fiesta y se preocupó mucho al pensar que podía haberlo olvidado allí.

Su madre le acompañó al parque para buscarlo, pero Roc no estaba por ningún sitio.

Pablo se puso muy triste. Roc era su juguete preferido y para él era como su mejor amigo. Tenía que encontrarlo como fuera, pero Roc estaba perdido.

- ¡Te dije que tenías que ser más ordenado y cuidadoso con tus cosas! Probablemente a Roc lo haya encontrado otro niño o puede que lo hayan tirado a la basura – le dijo su madre.

PEl juguete preferido de Pabloablo estuvo muy triste. No tenía ganas de jugar con sus juguetes y sólo pensaba en Roc, hasta que un día, mientras estaba con sus amigos, vio que otro niño estaba jugando con un robot igualito que Roc.

Pablo se acercó y cuando lo vio se dio cuenta de que era su juguete. Le faltaba el mismo brazo y tenía el mismo color gastado.
- ¡Hola! Creo que ese robot es mío. Lo perdí el otro día en el parque y es mi juguete favorito– le dijo Pablo al niño

Al ver que Pablo estaba tan triste el niño se lo devolvió para que pudiera seguir jugando con él.

Cuando Pablo llegó a casa, dijo a su madre:
- Mamá, ¡Roc está conmigo de nuevo! ¡Te prometo que a partir de ahora seré más ordenado y cuidadoso!

Y así fue. Pablo ordenó todos los días su habitación y colocó todos sus juguetes en su sitio y de esta forma nunca más perdió a Roc ni tampoco ninguna de sus cosas.
Puntuación media: 8,6 (176 votos)
Tu puntuación:
Análisis de sus valores
Este cuento nos habla de la importancia de que los niños aprendan a obedecer a sus padres. Ellos siempre quieren lo mejor para ellos por lo que sus consejos siempre les ayudarán y servirán para prevenir situaciones como la que le ocurre a Pablo cuando pierde a Roc por no ser más cuidadoso y ordenado.

Junto con este es también importante el valor de la generosidad. Lo vemos en la actitud de Pablo cuando lleva sus juguetes a la fiesta de cumpleaños para que los demás niños puedan jugar con ellos y también en la actitud del niño que encuentra a Roc, que al ver a Pablo tan triste, no se lo piensa y se lo devuelve.
Cuentos con valores similares